XFINITY Discovery Hub

02 de abril de 2019

Cómo funcionan los sistemas inalámbricos de seguridad y qué pueden hacer por ti

Sistemas de seguridad inalámbrica | Una nueva era de seguridad

Los sistemas de seguridad para el hogar inalámbricos, o "inteligentes", son fácilmente programables y pueden contribuir a prevenir robos domiciliarios, intoxicación por monóxido de carbono, daños por humo e incendios y otros peligros en tu vivienda. Esta es la manera cómo funcionan y cómo pueden hacer que hogar sea tanto más seguro como más eficiente.

¿Qué es un sistema de seguridad inalámbrica?

Un sistema de seguridad inalámbrico puede contribuir a la protección tuya, de tu familia y tu propiedad. A menudo incluyen:

  • Sistemas de cámaras de seguridad inalámbricas para interiores y exteriores
  • Sensores de movimiento para puertas y ventanas
  • Sistemas de alarma que monitorean los niveles de humo o de monóxido de carbono
  • Monitoreo profesional 24/7 desde una estación local de control
  • Un controlador con pantalla táctil y una app móvil para administrar todos los componentes

Sistemas cableados vs. inalámbricos

Los sistemas de seguridad cableados están conectados por cables y requieren acceso a tomas de corriente, lo cual los hace más difíciles de ubicar e instalar. Los inalámbricos, por otro lado, utilizan una conexión WiFi, se montan con rapidez y pueden ubicarse en cualquier sitio dentro (o fuera) de tu vivienda.

Los sistemas inalámbricos también son ideales para quienes alquilan, porque no es necesario perforar hueco alguno en las paredes y puedes llevarlos contigo cuando te mudas a una nueva vivienda. Si lo que te interesa es reforzar la seguridad de tu apartamento o nada más monitorearlo cuando estás fuera, sopesa instalar un sistema de seguridad inalámbrico y portable.

¿Por qué necesitas seguridad inalámbrica en tu hogar?

Un sistema inalámbrico de seguridad para el hogar puede detectar problemas de protección y seguridad en el momento mismo en que ocurren, utilizando funciones tales como:

  • Alerta sobre intrusos. Los sensores para puertas y ventanas pueden detectar cualquier actividad y alertarte de un intento de invasión domiciliaria, antes de que el presunto ladrón logre ingresar. Las cámaras con capacidad para WiFi te permiten monitorear tu propiedad y recibir notificaciones en tu smartphone cuando no estás en casa. Si colocas en tu propiedad un rótulo que anuncie la presencia de un sistema inalámbrico de seguridad para el hogar o lo anuncias con pegatinas en tus puertas y ventanas, eso puede notificar a los presuntos ladrones de que tu vivienda está bien resguardada. Además, un sistema inalámbrico de seguridad con funciones de monitoreo asegura que la policía, o cualquier otra agencia de respuesta a emergencias, serán contactados de inmediato.
  • Prevención de incendios. Un detector de humo tradicional te alertará de que debes abandonar la vivienda si se desata un incendio cuando estás en casa, pero no será de mucha ayuda si estalla un siniestro cuando estás lejos. Un sistema inalámbrico de seguridad para el hogar con detectores de humo conectados puede enviar una alerta por mensaje de email o de texto si detecta la presencia de humo, de manera que puedas tomar acción de inmediato para posiblemente salvar la vida de cualquier mascota que tengas, al igual que prevenir daños por humo e incendio en el interior de tu vivienda.
  • Detección de monóxido de carbono. El monóxido de carbono (CO) es un gas que puede ser tóxico tanto para seres humanos como para animales. En vista de que el monóxido de carbono es tanto inodoro como incoloro, la única forma de monitorear los niveles peligrosos de este gas es con un detector de monóxido de carbono. Afortunadamente, la mayoría de sistemas de seguridad inalámbricos incluyen alarmas de monóxido de carbono, que se disparan si la cantidad de CO en tu vivienda se eleva a un nivel peligroso. Con un sistema inalámbrico también puedes recibir en tu teléfono o tableta notificaciones push, que te harán saber si hay algún problema aunque estés lejos de casa.
  • Eficiencia energética. Una de las mejores ventajas de un sistema inalámbrico de seguridad para el hogar, es que se puede conectar a otros equipos inteligentes de automatización del hogar. Equipos con capacidad para WiFi, como los sistemas inteligentes para control de termostato, luces y consumo de energía, te pueden ahorrar tanto tiempo como dinero. Por ejemplo, los termostatos con capacidad para WiFi se pueden programar para que recuerden tus preferencias de calefacción y enfriamiento, y para que se ajusten automáticamente, lo cual puede contribuir a que recortes tu factura mensual de energía. Con un concentrador de hogar inteligente y una app que lo acompañe, puedes controlar esos sistemas con uno o más equipos a través de tu sistema de seguridad para el hogar.

Con un sistema inalámbrico de seguridad, podrás estar tranquilo sabiendo que tu propiedad está segura y protegida contra una serie de peligros que pueden suscitarse en cualquier momento, lo mismo si estás en casa o lejos. Entérate de cómo Xfinity Home puede ayudarte a instalar un sistema inalámbrico que funcione para ti.