Xfinity Discovery Hub

08 de febrero de 2019

4 Errores comunes que cometen las empresas a domicilio que recién comienzan (y cómo evitarlos)

empresas con sede en el domicilio

Aunque no hay planes a prueba de fallos para lograr el éxito de una empresa que recién comienza, existen varios errores y riesgos comunes que cometen los nuevos propietarios de empresas con sede en el domicilio que pueden impactar negativamente su crecimiento. Esta es nuestra lista de cuatro errores que las empresas pueden evitar:

Planificación insuficiente

Una buena idea no se transforma en una empresa. Por este motivo realmente debes crear un plan de negocios antes de planificar la celebración de tu apertura. De la misma manera que no puedes construir una casa sin planos, tampoco podrás lanzar exitosamente una empresa con sede en el domicilio sin un plan de negocios detallado. La belleza de tener un plan es que te ayuda a evitar riesgos de negocio. No tendrás que adivinar o entrar en pánico cuando llegue el momento de buscar un nuevo proveedor, pagar a tus empleados o enfrentarte a dificultades inesperadas con el inventario.

El fundamento de un buen plan de negocios incluye factores que constituyen la espina dorsal de tu empresa. Asegúrate que tu plan responde las siguientes preguntas:

  • ¿De dónde proviene tu financiamiento inicial?
  • ¿Cómo distribuirás tu presupuesto?
  • ¿Qué clase de ingresos estás esperando y cuándo esperas que empiecen a llegar?
  • ¿Cuál es tu estrategia de mercadeo?
  • ¿Cuáles son tus necesidades de dotación de personal?
  • ¿Cuál es tu plan para las operaciones diarias?

Sí, todo esto parece abrumador, pero consolidar estas respuestas generará una base sólida sobre la cuál tu empresa podrá crecer, sin importar los obstáculos a los que te enfrentes. Aquí encuentras una plantilla para que puedas comenzar. Recibe comentarios de tus compañeros, socios empresariales y y tu SBDC local, y luego ponte a trabajar implementando lo que pusiste en papel.

Valorando por debajo o por encima productos y servicios

Antes de definir tus precios, deberás investigar para determinar cuánto cobran los competidores locales y nacionales. Determina dónde estás en la gama de startups con ofertas similares. ¿Cómo se compara tu producto o servicio con el de la competencia? Si ofreces algo que es realmente único e imposible de encontrar en ninguna otra pare, deberás y podrás justificar un aumento en tus cargos por encima del precio del mercado. Solo asegúrate que este razonamiento se incluya claramente en tus materiales de mercadeo.

Recuerda que un precio inferior podrá hacer que tu producto o servicio sea percibido como de menor calidad y podría darle a tu nueva empresa una reputación negativa desde el comienzo. Define tu nivel de precios de manera justa, pero de tal manera que te puedas sentir orgulloso de tu empresa. Saber lo que vales como emprendedor es una prioridad - pero saber lo que vale tu empresa es igualmente importante. Dependiendo lo alto o bajo que sea tu nivel de precios, podrás tener la opción de disminuirlo temporalmente por medio de promociones o descuentos, o traer más ingresos al ofrecer beneficios adicionales.

No aprovechar la nueva tecnología

¿Estás usando tecnología para tu beneficio? Si no, podrás estar perdiendo crecimiento y oportunidades. En nuestro mundo de rápida evolución digital, atacarse con herramientas tecnológicas lentas o desactualizadas podría marcar la diferencia en que tu empresa lo logre o no. Avances como el almacenamiento en el cloud y la automación digital puede simplificar los procesos y reducir el riesgo.

Igualmente, la tecnología es importante para la experiencia de tus clientes. Es posible que alguien esté llamando a la línea de tu empresa y no pueda comunicarse. O estás poniendo a tus clientes en espera por tanto tiempo que cuelgan antes de que puedas hablar con ellos. Sabemos que solo eres una pequeña empresa que comienza, ¡y tu alcance está limitado! Pero puedes mostrar la imagen de una empresa grande con un mejor sistema telefónico, como la solución Voice Mobility de Comcast.

Muéstrale a tus clientes que tu empresa es experta en tecnología y facilítales comprar incorporando nuevas herramientas tecnológicas en tu empresa. Es más facil y menos costoso de lo que te puedas imaginar.

No entender a tus clientes

¿Quién representa tu mercado objetivo? No puedes definir completamente tu producto o servicio hasta que sepas esto. Esto debe estar incluido en tu plan de negocios, y debe ser algo para tener presente todos los días al elaborar tu estrategia de atención a clientes. ¿Al crear tu producto o servicio en quién estabas pensando como usuario final? Identifica los diferentes grupos demográficos te quienes estarán interesados en tu empresa hoy en día, pero también quienes podrían beneficiarse de tu producto o servicio si lo modificaras o si le agregaras algo en el futuro.

Dependiendo del tipo de empresa que operes, es posible que puedas ampliar fácilmente el grupo demográfico de tus clientes, y lo más importante, solo con un cambio pequeño. Como te lo explicaría un profesional en mercadeo, necesitas definir los detalles de un perfil que represente a tu cliente y crear tus materiales de publicidad.

Iniciar una empresa con sede en el domicilio tendrá riesgos inherentes, pero eso es lo que hace que las recompensas sean aún más emocionantes. Pero puedes reducir tus riesgos con la preparación adecuada y evitando estos errores comunes. Ve de qué manera Comcast Business te puede ayudar.